Imprimir
Categoría: Noticias
Visto: 331
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Jesús Muñoz: “ADÑ es el auténtico antisistema, que denuncia todo lo negativo de este sistema y además propone soluciones”

 

Jesús Muñoz Martínez nació en Madrid hace 56 años. Cursó estudios en el Colegio Huérfanos de la Armada de Madrid. Tras seis años de servicio en la Armada Española ha desempeñado distintos empleos en la vida civil, pero “sigue siendo militar” como a él le gusta definirse profesionalmente.

Se considera ante todo militante, ya que desde los 16 años que comenzó a militar en Fuerza Joven, rama juvenil de Fuerza Nueva, y exceptuando los años que su condición de miembro en activo de la Armada se lo impedía, es decir la época que “dejó de militar para ser militar” siempre ha dedicado su esfuerzo a colaborar y militar en organizaciones políticas y sindicales patriotas. Una de ellas fue la Alianza por la Unidad Nacional, donde entre otras funciones, colaboró con la jefatura de prensa del partido.

Analiza, a diario, la actualidad social y política en internet y redes sociales y participa habitualmente en programas y tertulias radiofónicas. De hecho, ha sido participante semanal del programa “Sencillamente Radio” durante 21 años, en Radio Inter, desde casi sus inicios hasta su desaparición en diciembre de 2018, lo que le empujó a colaborar habitualmente en otros programas de radio del formato de tertulia como “Punto de Vista” o “Lo Hablamos el Sábado” del que también era coordinador, o “La Gran Esperanza” que presentaba y dirigía en su formato de radio convencional, antes de pasar a formato exclusivamente de internet. También ha colaborado en otros programas de distintas emisoras de radio y tv, bien como contertulio o en sus labores de portavoz de distintos colectivos. En la actualidad dirige y presenta en muchas ocasiones “La Hora del Café” en Radio Ya.

Es autor del libro “Que no te engañen”, de más de mil artículos y ha llevado a cabo el papel de portavoz de distintos colectivos y organizaciones, como los procesados del “Caso Blanquerna”, los “Voluntarios Españoles contra DAESH o la coalición “La España en Marcha”.

Orgullosos de ser Falangista, es uno de los fundadores, hace 16 años ya, del Sindicato Trabajadores Nacional Sindicalistas, donde actualmente desempeña el cargo de Jefe de Comunicación y Prensa.

Luchador infatigable por la Unidad de España, la Justicia Social, la Identidad Nacional y la Dignidad de la Persona, de hecho, es habitual su presencia en las calles megáfono en mano o dirigiéndose a pleno pulmón a los asistentes a los actos patriotas o apareciendo con su bandera de “Viva la Unidad de España” allí donde era necesario hacerlo. Colabora en diversos proyectos políticos y sociales encaminados a la Unidad de los Patriotas, de hecho, fue cabeza de lista de la coalición “La España en Marcha” en las anteriores elecciones europeas de 2014 y también ha encabezado la lista a la comunidad de Madrid por “Coalición Nacional” en 2015. Allí donde hay unidad de los patriotas, allí está él. Por eso, ahora forma parte de la Dirección Nacional de la Coalición ADÑ y encabeza el área de Comunicación y Prensa de la Coalición.

En esta entrevista nos habla de las expectativas de ADÑ para las próximas europeas, de los puntos principales del programa y de las dificultades que están teniendo.

¿Es una gran responsabilidad de ser jefe de prensa de ADÑ?

Estamos intentando y, creo que lo estamos consiguiendo por la cantidad de noticias que nuestra coalición ADÑ está generando en los últimos meses, que ADÑ sea un proyecto ilusionante y mirado con lupa ya que es el único proyecto “euroescéptico” y patriota español que quiere presentarse a las elecciones europeas con posibilidades de obtener representación en el parlamento europeo, y no nos engañemos, hoy en día lo que no sale en la prensa, no existe. Por lo tanto, la labor que desempeñamos en la coalición el equipo de comunicación y prensa, es primordial para dar a conocer a ADÑ, que se recojan sus actos, las declaraciones de sus dirigentes, sus acciones en la calle, su postura ante los temas de actualidad…Son muchas horas de trabajo, a veces recompensadas por los resultados y otras no, pero eso entra en este trabajo. Quien ha sido portavoz de alguna organización o ha desempeñado un papel similar ante la prensa, sabe que a veces se recogen los frutos y otras no porque depende de muchos condicionantes.

Dentro de su labor es fundamental que la coalición sea conocida.

Así es y creo que poco a poco lo estamos consiguiendo. Para que sea conocida una coalición como ADÑ hay que superar dos impedimentos importantes. El primero que es un nombre nuevo y eso siempre es un hándicap y más si no se disponen de medios económicos y de comunicación para tal fin. Y el segundo que dada la ideología de los partidos que conforman ADÑ, recordemos que la integran Falange Española de las JONS, Alternativa Española, La Falange y Democracia Nacional, somos los malos de la película. Nos vamos a encontrar con dos muros casi infranqueables que nos coloca el sistema, el del silencio (ocultarán casi todo lo que digamos o hagamos) y el de la calumnia (cuando ya no pueden ocultar nuestra existencia, nos acusarán de todo lo acusable para desprestigiarnos). Por lo tanto, hay que contar con que, salvo honrosas excepciones, que las hay, siempre vamos a tener a la inmensa mayoría de los medios de comunicación en contra, con lo que nuestra labor es aún más difícil y meritoria.

Y es fundamental que usted sepa transmitir bien a la prensa los objetivos de la coalición.

Por supuesto, aunque sabemos que en las ocasiones que a la prensa no le quede más remedio que hablar de nosotros, lo va a hacer de manera sesgada, distorsionada y manipulada. Es fundamental que se hable de nosotros, adquirir visibilidad es prioritario. Ya que sabemos que la inmensa mayoría de los medios de comunicación no va a hablar bien de nosotros, hay que intentar que por lo menos se hable mucho de nosotros. Eso ya es un triunfo, y que nuestro nombre aparezca “en los papeles” ya hace que los españoles se enteren de nuestra existencia, luego, lo que opinen de nosotros, ya es otro tema, pero sin que sepan que existes no se consigue nada. Nuestro mensaje lo emitimos siempre con claridad y sin complejos, luego, como llegue al gran público tras la manipulación de la prensa es otra cosa, pero lo bueno de la era digital es que siempre se puede acudir a textos, o ficheros audiovisuales donde es posible demostrar lo que somos, lo que decimos y como lo decimos.

Y así pueden desmentir bulos y calumnias.

Por supuesto, llevo 40 años en política de una manera o de otra, y para el sistema siempre he sido de “los malos”, y como decía antes, las organizaciones que conforman ADÑ, y, por lo tanto, la coalición también, han sido siempre víctimas de bulos, calumnias y acusaciones. Nuestras organizaciones han tenido que dedicar casi más tiempo a demostrar lo que NO son y lo que NO hacen, que a difundir mensajes creativos y demostrar lo que son y lo que hacen. Yo hace tiempo que cuento con que van a hablar mal de nosotros sí o sí, por lo que apenas dedico tiempo a desmentir la mayoría de lo que dicen de nosotros, sería hacerle el juego al sistema y dedicar tiempo y recursos a lo que ellos quieren que le dediquemos. Eso no quita que de vez en cuando haya que cerrarles la boca, pero no debe ser esa nuestra labor principal. Nunca sabremos si el sistema nos odia porque nos teme o nos teme porque nos odia, pero sabemos que ese temor y ese odio es quien carga sus bulos y calumnias, así que el centrarte en seguirles el juego es agotador e ineficaz.

Todo esto será más importante en campaña de cara a las europeas.

Sí, porque los partidos del sistema, sus grupos económicos y, por supuesto, sus medios de comunicación, en el día a día hacen lo que está en sus manos, que es mucho, para que no se hable de ti o que no se diga la verdad sobre ti, porque eres el auténtico antisistema, quien denuncia todo lo negativo de este sistema y, además, propone soluciones…Pero, cuando llegan unas elecciones, además como las europeas, en las que se vota a unas listas de partidos o coaliciones en toda España a la vez, ya no sólo somos malos y perseguibles por lo que somos, sino porque si se escucha nuestro mensaje y se ven nuestras actuaciones, además les podemos “quitar” votos a los suyos, y eso para ellos puede ser una catástrofe ya que muchos viven, y muy bien, por cierto, de los éxitos electorales de los partidos del sistema.

¿Qué tal aceptación está teniendo el mensaje de ADÑ?

Nosotros no estamos dentro del turbio y mentiroso juego de las encuestas que todos sabemos están más para condicionar el voto, que para informar sobre su tendencia y evolución, por lo tanto sólo podemos tener como referencia a esa aceptación causada por nuestro mensaje, de como transcurren nuestros actos, de como nos reciben allá donde vamos, de nuestro crecimiento en redes sociales, la gente que se ofrece a colaborar con nosotros y de la cobertura que nos dan los medios de comunicación en principio hostiles con nosotros.

Y todo esto está siendo muy positivo. Nuestras presentaciones se cuentan por éxitos, la extrema izquierda intenta, sin lograrlo, impedirlas, en cada una de ellas rescatamos a españoles que siempre han estado allí y se encontraban últimamente un poco huérfanos de una opción política que les representara, y a también a españoles que con nosotros han tenido su primera opción. Nuestro mensaje claramente euroescéptico y a la vez que netamente defensor de nuestra soberanía e identidad española, es asumido por infinidad de españoles, que, además, se están dando cuenta de que la Unión Europea, lejos del discurso oficial, no sólo se está convirtiendo en un problema más para España, de los muchos que tiene, sino en el principal problema en muchos ámbitos. En España jamás ha habido un movimiento político crítico con la Unión Europea con opciones y casi está prohibido que se le de “cancha”, pero desde ADÑ lo estamos encabezando y seguro que crecerá de aquí a las elecciones, porque la Unión Europea ya sólo enamora a sus paniaguados, que desgraciadamente son muchos y muy poderosos, sí, pero cada vez engañan a menos europeos en general y españoles en particular.

Potencialmente ustedes pueden llegar a mucha gente descontenta.

Sin duda, nuestro objetivo es, por un lado recordar que estamos ahí, que somos las organizaciones patriotas de siempre que además nos hemos unido en la coalición ADÑ para estas elecciones, que no nos hemos ido, ni arrojado la toalla, ni disuelto en otras organizaciones de disidencia controlada, como otros han hecho, y que además seguimos luchando en el día a día por lo que siempre hemos luchado, es decir, somos aquellos a los que por motivos ideológicos o de afinidad política, muchísimos españoles siguen siendo considerándolos como “los suyos”. Pero también queremos ser “los suyos” de todos esos españoles que sin una ideología especialmente definida se consideran engañados por todo lo que representa la tiranía de la Unión Europea, el timo del Euro, las imposiciones que afectan a sus profesiones o entornos claramente perjudicados por esta trituradora de soberanías que es la UE, a todos aquellos que se dan cuenta que la inmensa mayoría de las normativas, recortes sociales, imposiciones ideológicas, cuotas, cupos, pérdidas de identidad, de soberanía, etc. que les perjudican en su quehacer diario, vienen dictadas por unos burócratas que esos sí que no son “los suyos”.

Queremos ser “los suyos” de esa gran cantidad de españoles que sabe que una cosa es colaborar y llegar a acuerdos con otras naciones, y otra muy distinta que tus leyes vengan impuestas por unos “eurovagos” a los que no les importas lo más mínimo, salvo que les pagues el sueldo. Todos esos descontentos pueden ser votantes de ADÑ, de hecho, lo serían si nos conocieran.

Tienen el veto y el silencio de muchos medios.

Prácticamente de todos, pero nadie de los que conformamos ADÑ hemos pensado jamás que esto fuera fácil, al contrario. Ya he comentado antes que algunos ese veto y ese silencio lo llevamos sufriendo desde hace décadas, así que de todo se aprende y tenemos nuestras propias estrategias de comunicación (que no voy a desvelar para no darle armas al enemigo) que unidas a acciones más o menos llamativas e incluso impactantes realizadas por dirigentes o miembros de ADÑ o de las organizaciones que la integran, están haciendo que se hable bastante de la coalición ADÑ, más quizás de lo que le gustaría a muchos. Sabemos que la convocatoria de las elecciones generales en España un mes antes de las europeas nos ha perjudicado, ya que eclipsará bastante esos comicios al Parlamento Europeo, pero “somos inasequibles al desaliento”, así que también superaremos ese escollo añadido, y quizás hasta podamos sacar partido al hecho de que una vez habiéndose votado en clave nacional el 28 de abril, tengamos más posibilidad de divulgar nuestro mensaje para las europeas en esas cuatro semanas que hay entre unas elecciones y otras.

Es importante un buen resultado en las europeas para que se hable más de ustedes.

Es evidente que un buen resultado en las elecciones europeas le proporcionaría a la Coalición ADÑ una visibilidad y un peso a nivel nacional que hasta ahora se le ha negado al patriotismo y al “euroescepticismo” español durante décadas. Por eso hacemos un llamamiento a todos los españoles que bien porque simpatizan con algunas de las organizaciones que conforman ADÑ o bien porque comparten nuestros puntos fuerza, a que el 26 de mayo nos den su apoyo. ADÑ a estas elecciones se presenta con cinco puntos fuerza que creemos que innumerables españoles pueden hacer suyos, estos son: restaurar la soberanía nacional; salida del Euro, recuperar el control sobre la política monetaria; poner fin a las políticas de recortes y reivindicar la tradición cristiana como base de los valores y la cultura europea. Y además controlar de forma efectiva nuestras fronteras. Y creemos que ese buen resultado, incluido el obtener representación parlamentaria, no es una quimera ya que las elecciones europeas son las únicas de circunscripción única, es decir, todos los votos de todos los colegios electorales de España a una misma formación se suman. Por lo tanto, cualquier español que, como decía antes, bien por convencimiento ideológico, bien por apoyo a nuestros puntos fuerza, o bien por rechazo a la Unión Europea y lo que representa, nos de su voto en esos comicios, va a ser un voto más a ADÑ independientemente del lugar de España donde esté censado, e independientemente del número de votos que consiga ADÑ en esa localidad, provincia o región española. Además, sabemos que tanto en España como en otras naciones europeas, el resultado obtenido en los comicios al Parlamento Europeo por fuerzas políticas hasta ese momento extraparlamentarias, han supuesto un punto de inflexión para su reconocimiento a nivel nacional e internacional, lo que cambaría bastante el panorama político español para formaciones como las que integran ADÑ, que ni siquiera aparecen en las encuestas, teniendo a veces un respaldo mayor en cuanto a sus postulados y algunas de sus acciones, que otras que el sistema promociona y ampara.

Pese a no ser un tema de la campaña electoral europea, se les ha visto muy activos en todo lo que está ocurriendo con el juicio contra los golpistas.

De los innumerables asuntos que hacen insufrible la situación de la España actual, el de la desmembración de la nación española, por parte de sus enemigos internos y externos, es sin duda el más acuciante y fundamental, y a la vez es aquel en el que las organizaciones que conforman la Coalición ADÑ más han combatido durante décadas, defendiendo sin ambages y sin complejos la Unidad de España y enfrentándose sin paños calientes ni retórica vacía a los separatistas y denunciando a todos sus cómplices. Por lo tanto, aunque ADÑ sea una coalición para las elecciones europeas, las organizaciones que integran la coalición tienen casi más derecho y obligación que nadie a posicionarse claramente en este tema, de hecho durante décadas lo hemos hecho cuando casi nadie lo hacía, lo hemos hecho cuando se produjo el intento de segregación de Cataluña hace ahora un año y medio y lo estamos haciendo estas semanas, cuando el problema no ha desaparecido, ni muchísimo menos, ni se ha hecho nada para solucionarlo.

Hemos estado en las manifestaciones por la Unidad de España, dejando claro que no estábamos a favor de los convocantes de algunas de ellas, ya que denunciamos, y lo hemos hecho en esas mismas manifestaciones, que son tan culpables como los separatistas esos partidos que ahora se envuelven en la bandera nacional, de todo lo que está ocurriendo en España en este asunto. Hemos acudido al inicio del juicio en Madrid en el Tribunal Supremo, siendo, una vez más, peor tratados por la policía y la prensa que los separatistas a los que se les entrega las calles, en Cataluña y en Madrid, y se les da la posibilidad de apoyar a los golpistas procesados. Y lo vamos a hacer todas las veces que las consideremos necesarias, porque este cáncer que representa el separatismo necesita de un tratamiento muy distinto al que el sistema está proporcionando de darle más dosis de esta constitución y esta democracia, ya que esta constitución y esta democracia han sido las herramientas que han generado esta situación y las que han hecho crecer y extenderse ese cáncer que antes mencionaba, de una manera casi irreversible. Por eso ADÑ siempre estará firme y contundentemente a favor de la Unidad de España, haya elecciones europeas o no y en contra del separatismo y todos sus cómplices, incluida, por supuesto, la Unión Europea.

La presentación de ADÑ en Bruselas les ha dado un buen empujón mediático, ¿no es así?

Ha sido un buen trabajo realizado por toda la coalición y creemos que ha sido bastante bien recompensado por la cobertura mediática obtenida y porque ha demostrado que sabemos organizar las cosas bien, incluso cuando se ponen complicadas, y que disponemos del apoyo de otros grupos patriotas y euroescépticos europeos que han sido fundamentales en todo lo acaecido en Bruselas estos días. Lo cierto es que esta presentación en el Parlamento Europeo la teníamos prevista hace muchos meses, pero el destino ha querido que la fecha elegida para llevarla a cabo haya sido tan sólo unas semanas después de un intento de algo similar del golpista separatista prófugo de la justicia Puigdemont. A partir de ahí ya todo se ha desarrollado de manera frenética. Primero los medios de comunicación, sobre todo los de la izquierda y separatistas pusieron el grito en el cielo por nuestra intención de celebrar una rueda de prensa en el Parlamento Europeo.

Luego fueron los eurodiputados separatistas y de extrema izquierda quienes pidieron que se cancelara, lo que supuso más eco mediático. Luego vino la cancelación de manera sectaria e injusta por parte del presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, lo que también supuso aún más cobertura mediática, y finalmente vino la traca final con nuestra presencia, pese al veto impuesto por Tajani, en el parlamento europeo celebrando reuniones, ruedas de prensa, debates televisados, un acto de apoyo en Madrid frente a la sede de la unión Europea y hasta un acto de protesta frente a la mansión donde vive el golpista Puigdemont y todas estas acciones en apenas en 24 horas. Durante una semana se ha hablado mucho de la presencia de ADÑ en el Parlamento Europeo. Esperamos, que con el apoyo de muchos miles de españoles a partir del 26 de Mayo se hable mucho más aún, porque eso supondrá que hemos conseguido llevar a ese parlamento europeo la voz de los patriotas españoles, la voz y las exigencias de todos aquellos que ante todo queremos que se defienda en esas instituciones sin complejos y de manera incondicional la Identidad Española.

Fuente:  https://www.elcorreodemadrid.com/amp/nacional/91513933/Jesus-Munoz-ADN-es-el-autentico-antisistema-que-denuncia-todo-lo-negativo-de-este-sistema-y-ademas-propone-soluciones.html